Por uso farmacéutico, el cangrejo herradura del Atlántico ha caminado hacia su extinción, pero existe la esperanza de que nos sobreviva

Estos cangrejos son una de las especies marinas que mantienen una estructura corporal prácticamente igual que desde hace 475 millones de años. Aunque han sobrevivido durante tanto tiempo y en diversas condiciones, la amenaza más peligrosa ahora es el ser humano.

Por uso farmacéutico, el cangrejo herradura del Atlántico ha caminado hacia su extinción, pero existe la esperanza de que nos sobreviva

Estos cangrejos  son una de las especies marinas que mantienen una estructura corporal prácticamente igual que desde hace 475 millones de años. Increíblemente sobrevivieron a múltiples eras del hielo, a la ruptura de Pangea y al impacto del esteroide que exterminó a los dinosaurios, sin embargo a quien al parecer no podrán sobrevivir es al humano.  

Los cangrejos herradura viven bajo la amenaza constante de infección en un hábitat que puede contener fácilmente miles de millones de bacterias por mililitro. Intrigado por el sistema inmunológico de los cangrejos herradura, el científico Frederik Bang recogió unos y les inyectó bacterias del agua del mar para tratar de entender por qué esas terribles heridas no se infectaban y los mataban. Descubrió que el secreto estaba en su sangre azul. Así como nuestra sangre es roja porque la hemoglobina es rica en hierro, su sangre es azul porque es rica en cobre, pero lo que es realmente interesante de su sangre es que combate a las bacterias.

Lo que el Dr. Bang observó cuando le inyectaba bacterias al cangrejo  herradura es que su sangre se volvía como gelatina, sospechó que esa coagulación tenía un propósito: inmovilizar la bacteria y sellar el paso del patógeno invasor al resto del cuerpo.

En el uso médico, cualquier cosa que va a ser introducida en un cuerpo humano se le hace esa prueba, desde medicamentos hasta los implantes quirúrgicos, como marcapasos y dispositivos protésicos, así como a los instrumentos con los que se hacen las operaciones.

Al día de hoy, la utilidad farmacológica de la hemocianina ha propiciado durante los últimos años la captura de estos animales seccionándolos en laboratorios para extraer su sangre. Esto le ha generado ganancias millonarias a las empresas, pues un galón de sangre azul de éstos cangrejos tiene un costo aproximadamente de USD$60,000.00.

En el 2017, por ejemplo, unos estimados 483,000 cangrejos fueron llevados a instalaciones biomédicas, según la Comisión de Pesca Marina de los Estados Atlánticos, de EE.UU. En los laboratorios les drenan hasta el 30% de su sangre. 72 horas después, los devuelven al agua, donde su volumen de sangre se recupera en aproximadamente  en una semana. En el proceso, sin embargo, unos 50,000 mueren cada año, según la misma comisión. Se calcula que año se mueren aproximadamente 130 mil cangrejos usados en estos fines lo que ha provocado que se vuelva una especie en peligro de extinción.

BUENAS NOTICIAS

La buena noticia es que los días parecen estar contados para esta práctica gracias al trabajo de los científicos de la Universidad Nacional de Singapur, pues ya existe un sustituto sintético para la sangre de cangrejo herradura. Ha estado disponible durante más de una década pero, cuando se trata de la industria farmacológica, las cosas se toman su tiempo. En cualquier caso, todo indica que ya está llegando el momento de la sustitución.

El uso de animales con fines de investigación, experimentación o de laboratorio son prácticas demasiado crueles para los animales, no olvidemos que todos son seres sintientes y tienen conciencia del dolor y sufrimiento. En AnimaNaturalis hemos impulsado campañas y exhortos a las industrias a que inviertan en innovación tecnológica con el fin de no seguir utilizando animales. ¡Súmate con nosotros y comienza a hacer la diferencia!

Necesitamos tu apoyo

AnimaNaturalis existe porque miles de millones de animales sufren en manos humanas. Porque esos animales necesitan soluciones. Porque merecen que alguien alce la voz por ellos. Porque los animales necesitan cambios. Porque en AnimaNaturalis queremos construir un mundo más justo para todos.

Las donaciones puntuales y periódicas de nuestros socios y socias son la principal fuente de nuestros fondos.

Necesitan tu ayuda

Sólo tus donaciones nos permiten continuar trabajando por los animales.

Apoya nuestro trabajo por los animales

Actúa por los Animales

Recibe nuestras alertas de accción en tu correo.