Los nuevos gobiernos de Alzira y Aldaia toman la iniciativa contra los 'bous al carrer'

La Localidad de Alzira eliminará los 'bous al carrer' y Aldaia lo someterá a votación ciudadana.

Los nuevos gobiernos de Alzira y Aldaia toman la iniciativa contra los 'bous al carrer'

Valencia, España.- Los nuevos gobiernos municipales de Alzira (tripartito: Compromís, PSOE y EU) y de Aldaia (socialista) han cuestionado la celebración de los «bous al carrer». En la capital de La Ribera, el ayuntamiento ni tiene voluntad, ni tampoco dinero. En Aldaia se celebrará una consulta popular.

El nuevo gobierno de Alzira eliminará los festejos taurinos del programa de fiestas de Sant Bernat al considerar que no existe en la ciudad una tradición taurina que los justifique. El PP recuperó en el año 2008 este tipo de festejos que, de forma alterna, han venido organizando las dos peñas de la ciudad, con la colaboración económica del ayuntamiento. Estas celebraciones han provocado casi también año tras año protestas de protectoras y colectivos animalistas.

La nueva concejal de Fiestas de Alzira, Isabel Aguilar, confirmó ayer a Levante-EMV que la peña Siglo XXI recabó el lunes la colaboración del ayuntamiento para mantener un programa similar al del año anterior, que consistió en organizar un fin de semana de «bous al carrer» en el polígono del Mercat d'Abastos.

Sin embargo, la edil dejó claro que el nuevo gobierno no tiene intención alguna de apoyar este tipo de espectáculos. Es más, Aguilar comentó que mientras la coalición de izquierdas esté al frente del ayuntamiento no se autorizarán festejos taurinos ni como parte del programa de las fiestas patronales ni fuera de ellas.

«Hay que mantener una línea política valiente y nosotros nos hemos manifestado en contra de este tipo de festejos», señaló la concejala, mientras defendía que es una competencia del ayuntamiento decidir «qué fiestas quiere». La nueva responsable recordó además que su antecesor en el cargo había dejado cerrado más del 80 % del programa de Sant Bernat, por lo que tampoco dispone de dinero.

6.000 euros
Isabel Aguilar detalló que los «bous al carrer» costaron el año pasado 6.000 euros a las arcas municipales. «No me he interesado por el coste que suponía, aunque si hubiéramos querido, con el presupuesto que nos han dejado, tampoco hubiera sido posible», señaló la edil, que lamentó que su antecesor, Rafael Fita, hubiera creado una expectativa a los aficionados: «Parece que les dijo que no se preocuparan, que lo tendrían todo arreglado, pero si hubiera querido dejarlo contratado lo habría hecho», apuntó Aguilar.

La edil expresó que la colaboración con las peñas no está avalada por ningún acuerdo oficial. «Sabemos que es un tema delicado, pero pensamos que en Alzira no hay tradición taurina para coger esa bandera», incidió la edil.

Plaza portátil
Cabe señalar que los festejos organizados por las peñas han tenido diversos formatos, ya que inicialmente se celebraban en una plaza portátil que se montaba en Tulell, con posterioridad también se han soltado toros en el barrio de la Muntanyeta, mientras que el año anterior se mantuvo el formato de bous al carrer en las calles del polígono industrial.

En 2014, el gobierno municipal no informó hasta el último momento de la organización de estos festejos, aunque atribuyó la demora a un problema con las autorizaciones.

La opinión de los vecinos
Por otra parte, los vecinos de Aldaia podrán pronunciarse sobre la actividad de bous al carrer que se implantó en el pasado mandato en la población, a iniciativa de una peña y con el único apoyo del anterior gobierno local del Partido Popular.

Los socialistas, de nuevo en la alcaldía desde el 13 de junio, han anunciado el inicio de un expediente para realizar un proceso de participación ciudadana, que incluirá una consulta a los vecinos sobre si se deben celebrar actos taurinos en la programación de fiestas patronales.

El alcalde Guillermo Luján explicó que «los festejos taurinos se incorporaron a las fiestas en los últimos años por lo que es oportuno conocer la opinión del pueblo mediante una consulta ciudadana, para que sean los propios vecinos quienes decidan la continuidad o no de esta actividad».

En declaraciones a este diario, Luján añade que pretende basarse en el reglamento de Mislata, por el que recientemente se encuestó a los vecinos sobre los usos futuros del cuartel militar.

Fuentes del nuevo gobierno local reconocen que, dado el poco margen de tiempo entre la investidura de la corporación y la celebración de las fiestas locales -se inician a mediados de julio-  es muy difícil que la consulta se pueda realizar antes.

Por ello, los socialistas se reunirán con la peña taurina para ver en qué fase se encuentran los plazos y el proceso de preparación de la actividad, dado que «es probable que se hayan realizado compromisos económicos que habrá que tener presente».

Fuente: Levante

Necesitan tu ayuda

Sólo tus donaciones nos permiten continuar trabajando por los animales.

Apoya nuestro trabajo por los animales

Actúa por los Animales

Recibe nuestras alertas de accción en tu correo.