Presentación del informe de la Plataforma Carles Pinazo contra el BIC de tauromaquia

España . Publicado el lunes 18 de junio del 2012.

La Plataforma Carles Pinazo, a la que pertenece AnimaNaturalis, ha presentado su informe contra la declaración de la tauromaquia como Bien de Interés Cultural Inmaterial en la Comunitat Valenciana. AnimaNaturalis

Presentación del informe de la Plataforma Carles Pinazo contra el BIC de tauromaquia

La Plataforma Carles Pinazo, a la que pertenece AnimaNaturalis, entre otras, ha elaborado un informe al amparo de la Ley de Patrimonio Valenciano, que establece que la tramitación del BIC debe dar audiencia a las entidades públicas y privadas más estrechamente vinculadas a la actividad propuesta para la declaración (art. 27.6). Por lo tanto, la voz de una plataforma de organizaciones que defienden a los animales que sufren y mueren en la tauromaquia, debe ser escuchada.

El informe no discute la larga historia de la tauromaquia. Otros países de Europa, donde también había linchamientos por diversión, abrieron un camino de progreso guiado por la Ilustración y, ya en el siglo XIX, los prohibieron.

Tampoco valora plasticitades y simbolismos de las corridas de toros, sólo lo que son en realidad para quien la padece: caballos, mulas, cabestros y las víctimas, los toros.  Explica lo que es la cría, el transporte y la siniestra danza, llena de engaños, que se baila mientras clavan todos los utensilios de tortura a un animal que no deja de pedir clemencia, de gritar y de llorar.

No valora como lo pasa la gente a los bous al carrer, sino la triste realidad de los animales que sufren, que intentan huir sin encontrar fuga, que son agredidos, que mueren literalmente de miedo. También se preocupa por la gente que muere y que es herida de gravedad, y por los riesgos que tienen que sufrir las personas de los servicios que las han de asistir. Demasiado sufrimiento sólo por diversión, cuando han muchas más maneras de divertirse.

También explica lo que es el patrimonio cultural, según los acuerdos internacionales.  La Convención de París de 2003 explica que es un factor de intercambio, de entendimiento y acercamiento entre los seres humanos, generador de un sentimiento de identidad y continuidad que debe ser compatible con los derechos humanos y el desarrollo sostenible.

La tauromaquia, por tanto, no es patrimonio cultural. La mayor parte de la población nunca ha participado en actos de tortura y linchamiento, ni siquiera como público.  Abomina o se desentiende de ellos y ni mucho menos se siente identificada. Todo lo contrario: tiene muy claro que la salud y la continuidad de una cultura pasa por su progreso, para dejar de lado aquello que el progreso ha mostrado como rechazable, pese a su antigüedad.

Presentación de la proposición no de ley para rechazar el BIC:

El jueves 16 de junio, el Pleno de las Cortes Valencianas han debatido y votado la proposición no de ley presentada por la diputada Marina Albiol, del grupo de Esquerra Unida, para rechazar la declaración de la tauromaquia, las corridas de toros y las vaquillas, como Bien de Interés Cultural Inmaterial de la Comunidad Valenciana.
La diputada ha mostrado el rechazo a unas prácticas basadas en el maltrato constantes de animales y que responden a los intereses económicos que dependen de los recursos públicos.  Ante los recortes y el expolio permanente que sufre la ciudadanía, el BIC sólo debe servir para justificar la sangría constante de dinero público que sostiene la tortura taurina.
El diputado Juan Ponce, de Compromís, defendió el apoyo de su grupo a la propuesta, incidiendo en el embrutecimiento que significa la banalización constante de la violencia, especialmente para las generaciones futuras.
Por su parte, el PSPV ha defendido que, ante la situación económica y el sufrimiento que genera para una gran parte de la ciudadanía,es una irresponsabilidad abrir un debate sobre un tema que genera una división social evidente.  Con esta base, el grupo ha justificado la libertad de voto de sus diputados y diputadas, que se ha traducido en 7 abstenciones y 8 votos a favor del BIC.  El resto de asistentes al Pleno de este grupo han votado a favor de la moción.
El PP no ha ofrecido ninguna respuesta y se ha enrocado en su discurso de defensa de las tradiciones y de “las libertades”, incluida la afirmación desconectada de la defensa del bienestar animal.  El resultado final de la votación ha sido de 25 votos a favor de la proposición no de ley, 8 abstenciones y 52 en contra.
La Plataforma Carlos Pinazo los derechos de los animales, que ha sido representada en el Pleno por representantes de AnimaNaturalis, Iniciativa Animalista, la Pupa y SPAM Safor, quiere agradecer a  Marina Albiol y su grupo esta iniciativa, así como el apoyo del grupo de Compromís. Valoramos positivamente el discurso del PSPV, aunque sea muy difícil de entender que no se traduzca en un posicionamiento claro en contra del BIC.