AnimaNaturalis, semidesnudos y encadenados para prohibir los circos con animales

Valencia, España . Publicado el lunes 4 de enero del 2010.

Decenas de personas protestan por el maltrato animal en los circos y piden que se prohíban estos espectáculos mientras tres personas posan semidesnudas y encadenadas disfrazadas de elefante, tigre y león junto a la plaza de toros de Valencia. Europapress/AnimaNaturalis

Decenas de personas se concentraron hoy en la puerta de la Plaza de Toros de Valencia para protestar contra el "maltrato de los animales" en los circos y pedir al Ayuntamiento de la ciudad que prohíba los espectáculos de este tipo en los que se utilizan seres vivos. Durante el acto reivindicativo tres personas posaron semidesnudas y encadenadas disfrazadas de elefante, tigre y león.

La responsable de AnimaNaturalis en Valencia, Elisa Arteaga, explicó en declaraciones a Europa Press que su principal petición es que el pleno del Ayuntamiento debata y apruebe la prohibición de los circos con animales en la ciudad, como ya se ha hecho en 25 municipios españoles. No obstante, matizó que no están en contra del circo, porque saben que este espectáculo "da puestos de trabajo", pero propuso "sustituir los números de animales por los de personas".

Asimismo, Arteaga criticó que el "maltrato físico y psicológico que sufren los animales en estos circos es más que evidente" y advirtió de los "durísimos entrenamientos" a los que se someten los seres vivos que participan en estos eventos.

En este sentido, también reclamó el "boicot" de los ciudadanos y que no acudan a "ningún circo que use animales". A su juicio, "al asistir a estos espectáculos se le enseña a los niños la falta de respeto hacia la naturaleza y la dignidad de otros seres vivos" y se les traslada la idea de que "es divertido presenciar estos actos antinaturales y humillantes".

Durante la protesta, tres personas disfrazadas de animales y semidesnudas posaron encadenadas, y se exhibieron pancartas con mensajes como 'Cárceles, cadenas y sufrimiento. No más circos con animales'; o 'Basta ya de maltrato. Derechos ya para los animales'. Asimismo, los asistentes corearon diferentes lemas, como 'Los animales no son payasos'; 'Circo sí, pero sin animales'; o 'Este circo maltrata animales'.

Frente a esta protesta, algunos de los trabajadores del circo instalado en la Plaza de Toros --donde tuvo lugar la protesta-- salieran del recinto disfrazados de animales para bailar alrededor de los manifestantes. Los asistentes a la concentración respondieron gritando 'Este circo se ríe de los animales'.

El acto reivindicativo se organizó con motivo de la llegada a la ciudad de hasta tres circos que utilizan animales en sus espectáculos entre los que hay elefantes, tigres, leones, focas, dromedarios, y hasta un rinoceronte.

"CONDUCTAS DESTRUCTIVAS"

La responsable de AnimaNaturalis explicó que los responsables del circo "maltratan física y psicológicamente a los animales en entrenamientos y funciones, y les obliga a vivir una vida precaria y en un estado de cautiverio extremo". Como consecuencia, los animales "desarrollan una enfermedad denominada zoocosis que consiste en que llevan a cabo movimientos obsesivos y repetitivos, tienen conductas destructivas e incluso practican automutilaciones".

En este sentido, denuncian que los animales de circo "suelen vivir en pequeñas jaulas dónde apenas se pueden mover, o permanecen la mayor parte del día atados al suelo con cuerdas o cadenas". Esto, dijeron, "les impide desarrollar sus comportamientos naturales y ello les causa importantes daños psicológicos".

Así, según la organización de la protesta, los caballos y elefantes pasan hasta el 96 por ciento del tiempo atados a cuerdas de poca longitud, mientras que los tigres y leones pasan entre el 75 y el 99 por ciento de sus vidas en jaulas de tres metros cuadrados ubicadas en los camiones.

Para Arteaga, los animales "actúan solo a causa del miedo" y "cuanto más fieros son, más duro es el castigo, en el que se utilizan métodos como barras de acero, látigos, picanas eléctricas, privación de agua y comida, y aislamiento".

De este modo, "los animales son forzados por obligación a adoptar comportamientos anormales y artificiales" y, además, "los constantes ensayos les destruyen, asustan y producen angustia", lamentó la responsable de AnimaNaturalis en Valencia .

En los últimos meses ésta organización ha llevado a cabo acciones de protesta en varios municipios de Cataluña. Esto ha permitido que un total de 23 localidades de esta autonomía, entre ellas las cuatro capitales de provincia, se hayan declarado libres de circos con animales.

Repercusión en prensa:

Puedes ver toda la información sobre circos con animales en nuestra página web especializada:

WWW.CIRCOS.ORG