¡Logro histórico para los animales! Llega el fin de las corridas de toros en Bogotá

Colombia . Publicado el jueves 14 de junio del 2012.

Hoy es un día de absoluta felicidad: Llega el fin de las corridas de toros en Bogotá, capital en Colombia. Un paso muy importante hacia la abolición de la tauromaquia en el mundo. “Literatura y poesía reemplazarán actos de crueldad en la Plaza La Santamaría”, afirmó Petro, Alcalde de Bogotá. AnimaNaturalis

¡Logro histórico para los animales! Llega el fin de las corridas de toros en Bogotá

Bogotá, Junio 13 de 2012. En un boletín enviado por la oficina de prensa de la Alcaldía Mayor de Bogotá, se dio a conocer a los medios de comunicación que el alcalde Gustavo Petro pondrá fin a las corridas de toros y en su lugar habrá más educación y cultura: “Literatura y poesía reemplazarán actos de crueldad en la Plaza La Santamaría”.

Ante este anuncio, los defensores de animales y colectivos de distintas reivindicaciones que sintonizan con la causa, han confirmado que seguirán adelante con la movilización del 25 de junio, en la cual ratificarán su apoyo a Petro por esta decisión y por la inclusión de varios temas de protección animal en el Plan de Desarrollo.

Andrea Padilla, autora de los compromisos animalistas de Petro y vocera de AnimaNaturalis Internacional, afirmó: “ante la decisión de Petro de transformar la Santamaría en un nuevo escenario donde la cultura y la educación sean los protagonistas, no podemos menos que festejar el triunfo del amor sobre la barbarie y decirle al Alcalde que el pueblo está con él y no lo dejará solo en la pelea jurídica y política que iniciarán los taurinos. El 85% de los bogotanos ha estado a favor de acabar con las corridas de toros por considerarlas actos de crueldad”.

Esta decisión del Alcalde estará acompañada de un cambio en el contrato de mandato suscrito entre la Corporación Taurina y el IDRD, entendiendo que en este caso el mandante es el Distrito y el mandatario (la Corporación Taurina) ha omitido las nuevas disposiciones sobre las corridas de toros (el mandado).

Además, La Santamaría es un escenario de todos los bogotanos y el Alcalde puede decidir los usos de su patrimonio inmobiliario.

“Petro está cumpliendo con el mandato de humanidad que le concedió el pueblo bogotano y haciendo realidad la consigna que los defensores de animales llevamos vociferando por años. Que la Santamaría sea para cultura y no para tortura es un hecho concreto de no violencia. Hoy invitamos a los taurinos a deponer sus armas y a que consoliden su talento empresarial en espectáculos sin animales. Los miles de empleos que dicen generar sin duda podrán mantenerse en esa alternatividad empresarial”, añadió Padilla.

Cabe destacar, que la plaza de toros de Bogotá acogía hasta ahora y desde el 1931, la temporada taurina anual durante los meses de enero y febrero, en la cual tradicionalmente se presentaban reconocidas figuras del toreo mundial.