California prohíbe definitivamente el foie gras

Los productores americanos de derivados de hígado de pato, con el apoyo de Francia, pierden el recurso presentado contra la ley aprobada en 2004.

California prohíbe definitivamente el foie gras

La Corte Suprema de Estados Unidos ratificó el lunes 7 de enero la ley estatal de California por la que se prohibe el foie (o foie gras) y otros productos derivados del engorde forzado de aves de granja como el pato; una decisión judicial que pone fin en California a una larga batalla legal entre los fabricantes de este tipo de alimentos y los defensores de los animales.

El más alto tribunal de Estados Unidos comunicó el lunes el rechazó definitivo a una apelación presentada por los productores de foie contra una ley que prohíbe la venta en California de productos derivados de la alimentación forzada de aves -patos, ocas, gansos y similares- con el propósito de ampliar de forma antinatural el tamaño de su hígado.

La ley de California que prohibe productos como el foie fue aprobada en 2004 a propuesta de grupos y personas que combaten la crueldad hacia los animales, y en ella se establecen multas de 1.000 dólares en caso de infracción. La normativa de defensa de los patos en California entró en vigor en 2012 pero fue suspendida provisionalmente por los tribunales en 2015, aunque fue validada de nuevo en apelación en 2017.

Los productores de foie en Canadá y Nueva York, así como un restaurador californiano, apelaron a la Corte Suprema de Estados Unidos en defensa de los productos derivados de hígado de pato con el argumento de que el estado de California no podía prohibir un producto que está autorizado por el gobierno federal de Estados Unidos.

Los defensores del foie gras en Estados Unidos habían recibido apoyo de Francia, que consideraba que la ley californiana era “una agresión a la tradición francesa”, donde este plato forma parte del patrimonio gastronómico y cultural.

La Corte Suprema había pedido en junio la opinión del gobierno de Estados Unidos, que indicó que la prohibición californiana podía seguir vigente porque se refería a un método de producción y no a un producto final. Finalmente, el lunes 7 de enero, el más alto tribunal de Estados Unidos rechazó la apelación de los productores, en una resolución que no requiere justificación y no admite nuevas apelaciones.

 

Necesitan tu ayuda

Sólo tus donaciones nos permiten continuar trabajando por los animales.

Apoya nuestro trabajo por los animales

Actúa por los Animales

Recibe nuestras alertas de accción en tu correo.