1.043.487 firmantes
Aún faltan 3.956.513 firmas para alcanzar las 5.000.000

Firma por el fin a las pruebas en animales

Días
Hrs.
Min.
Segs.
Esta petición termina el 31 de agosto de 2022.

Necesitamos más de 1 millón de firmas verificadas en toda la UE, para que la Comisión Europea esté obligada a impulsar esta iniciativa.

Tu firma solo cuenta si incluyes tu documento de identidad o pasaporte para demostrar que eres ciudadano de la UE.

1. Elige tu país del listado.
2. Marca ambas casillas.
3. Rellena el formulario.
Al pulsar el botón, le redirigiremos a la página oficial de la UE, donde deberá confirmar su firma de acuerdo con las normas de la UE para Iniciativas Ciudadanas Europeas (ICE). Necesitará un documento de identidad (DNI, Pasaporte o DNI electrónico). Vaya directamente al módulo ICE.

¿Qué es una Iniciativa Ciudadana Europea?

La Iniciativa Ciudadana Europea (ICE) es una forma única y efectiva para que los ciudadanos de la UE presionen a la Comisión Europea para que proponga nuevas leyes.

Esto no es sólo una petición. Una vez que una iniciativa haya superado un millón de firmas verificadas, la Comisión Europea está obligada a responder y tomar medidas. Para lograrlo, la Iniciativa requiere que los ciudadanos proporcionen datos personales para validar su apoyo. Esta información no será utilizada para otros fines. AnimaNaturalis y Save Cruelty Free suscribe todos los requisitos legales y las normas de protección de datos.

¿Creías que la experimentación con animales para los cosméticos ya estaba prohibida en la UE?

Las pruebas en animales para productos cosméticos y sus ingredientes se prohibieron en Europa en 2009, y desde 2013 está en vigor la prohibición de la venta de cosméticos probados en animales. Luchamos arduamente, con usted y los miembros del Parlamento Europeo, por esas prohibiciones. . Sin embargo, a pesar de las prohibiciones, la Agencia Europea de Productos Químicos exige nuevas pruebas en animales para los ingredientes, incluso los que se utilizan exclusivamente en cosméticos e ingredientes con un uso seguro de larga data.

¿Sabía que la nueva estrategia de la UE sobre sustancias químicas para la sostenibilidad podría significar millones más de pruebas en animales?

La nueva Estrategia de Sustancias Químicas para la Sostenibilidad incluye la revisión de las leyes europeas sobre sustancias químicas. Su objetivo es un medio ambiente libre de tóxicos. Pero el uso de pruebas en animales para llenar las lagunas de información sobre productos químicos conducirá a que los animales sufran aún más sin garantizar la protección de la salud humana o nuestro medio ambiente.

¿Eres uno del 72%* de los europeos que está de acuerdo en que Europa necesita un plan concreto para poner fin a los experimentos con animales?

El número de experimentos con animales no ha cambiado mucho durante la última década, a pesar de los increíbles avances científicos y las garantías de los responsables de la toma de decisiones en Europa de que su objetivo es reemplazar las pruebas con animales. En todo tipo de otras áreas políticas importantes que preocupan a los ciudadanos (las emisiones climáticas, por ejemplo), la UE ha establecido objetivos audaces y ambiciosos para impulsar el cambio. Eso es lo que también necesitan los animales.

En toda Europa, millones de animales se utilizan en la ciencia cada año en pruebas que con frecuencia infligen sufrimiento, que puede ser grave, pero que rara vez cumple su principal promesa, que es una mejor salud para los seres humanos. Incluyen ratones, peces, ratas, cobayas, conejos, gatos, perros y monos.

Necesitamos que este sufrimiento termine, para los animales y para una mejor medicina, una mejor seguridad de los productos y una mejor protección del medio ambiente.

Es por eso que necesitamos que te unas a esta campaña y firmes la Iniciativa Ciudadana Europea (ICE) pidiendo a la Comisión Europea:

  • Proteger y fortalecer la prohibición de la experimentación con animales de cosméticos

  • Transformar la regulación de productos químicos de la UE

  • Presentar un plan concreto para la transición a la ciencia no animal.