Stella McCartney quiere eliminar la piel de oso de los gorros de Guardia Real

Los gorros de oso se han venido utilizando desde la Batalla de Waterloo, en 1815, cuando se le arrebató como timbre de honor a la derrotada Guardia Imperial de Napoleón Bonaparte.

23 julio 2010

Londres, 22 jul (EFE).- La diseñadora Stella McCartney, hija del ex Beatle Paul McCartney, ha propuesto sustituir por una fibra sintética los impresionantes gorros de piel de oso que llevan los regimientos de la Guardia Real en Inglaterra.

Una delegación de la organización británica Peta, que aboga por el "tratamiento ético" de los animales, se entrevista hoy con el secretario de Estado de Defensa, Peter Luff, para proponer una alternativa a esos gorros que tanto gustan a los miles de turistas que acuden a fotografiar a la guardia al palacio de Buchingham.

La mencionada organización afirma haber desarrollado una alternativa a base de fibra de plástico que cumple, según ella, los requisitos de impermeabilidad y de ventilación.

Según McCartney, citada hoy por el diario The Daily Telegraph", "Inglaterra siempre ha mostrado gran respeto por los animales, así que tiene sentido ir prescindiendo de las pieles en los uniformes".
"Inicialmente se utilizaron esos enormes sombreros de piel de oso para que los soldados parecieran más altos cuando marchaban a la batalla, pero llevan más de un siglo años sin utilizarse en ninguna guerra", dijo la famosa diseñadora.

Los gorros de oso se han venido utilizando desde la Batalla de Waterloo, en 1815, cuando se le arrebató como timbre de honor a la derrotada Guardia Imperial de Napoleón Bonaparte.

Los cinco regimientos de guardias reales de Isabel II precisan anualmente entre 50 y 100 nuevas pieles de oso.

Según explicaron fuentes del ministerio de Defensa, todas las pieles son importadas de Canadá, donde anualmente se sacrifica un número determinado de osos para mantener controlada esa población.

Necesitamos tu apoyo

AnimaNaturalis existe porque miles de millones de animales sufren en manos humanas. Porque esos animales necesitan soluciones. Porque merecen que alguien alce la voz por ellos. Porque los animales necesitan cambios. Porque en AnimaNaturalis queremos construir un mundo más justo para todos.

Las donaciones puntuales y periódicas de nuestros socios y socias son la principal fuente de nuestros fondos.